domingo, 4 de abril de 2010

y ahora qué?

Y yo que quería un año tranquilo, ya empezamos mal. Pasado más de un mes de la catástrofe, creo que se han calmado los ánimos en todos los sentidos, me alegro al saber que mi familia esta bien en su totalidad, y ya habiendo lamentado las pérdidas ajenas es hora de continuar, he tenido alegrias y una que otra pena pero lo importante ahora es mirar adelante, en menos de 12 horas comienza mi año académico, estoy nerviosa, ansiosa, como siempre pero lo diferente es la motivación que tengo y espero no se acabe pronto, quiero ser constante y tendre que hacerlo sin apoyo, es hora de emprender vuelo. Gran desafío que estoy dispuesta a afrontar y por supuesto vencer.

Me propuse olvidar y madurar, volveré a empezar, lo voy a lograr